Catedral de San Florian de Varsovia

Catedral de San Florian de Varsovia

En el barrio de Praga se encuentra la catedral más alta de Varsovia: San Florian. Sus torres miden 75 metros y se pueden ver desde todos los puntos de la capital.             

Frente a la Ciudad Vieja de Varsovia, en la orilla opuesta del Vístula, se erige majestuosa la Catedral de San Florian y San Miguel Mártir. Este templo católico es la iglesia más alta de toda la capital y su construcción sirvió como respuesta a la imposición rusa de la religión ortodoxa en Varsovia.

Sus torres de 75 metros de altura se pueden divisar desde la orilla opuesta del río Vístula y conforman la imagen más representativa del barrio de Praga. Aunque la catedral lleva el nombre de San Florian, patrón de los que luchan contra el fuego, el templo fue incendiado y arrasado por los nazis en 1944. Años después, la catedral fue reconstruida con ladrillos originales del siglo XIX.

Hoy en día, la catedral gótica de San Florian es una de las más bonitas de Varsovia. La nave central está decorada con banderas de Polonia y los ladrillos rojos de las columnas contrastan con el color blanco de las bóvedas de mármol.  

Una catedral de paso

Aunque la belleza arquitectónica de la catedral de San Florin es innegable, el interior resulta algo decepcionante y sobrio. Si estáis de paso por el barrio de Praga, no dejéis de visitar la catedral de San Florian y San Miguel. Si tenéis pocos días en la ciudad, recomendamos visitar antes otros monumentos y atracciones turísticas de Varsovia.

Horario

Todos los días de 9:00 a 17:00 horas.

Precio

Entrada gratuita.

Transporte

Tranvía: líneas 4, 13, 20, 23 y 26.
Autobús: 100, 160, 190 y 527.
Metro: línea M2 (Dworzec Wileński).